viernes, 19 de septiembre de 2014

Bocadillo marinero

Para despedir al verano, teniendo en cuenta que no se quiere ir, nada mejor que una escapada a la playa con bocata marinero incluido. Un homenaje a unos meses que no volveremos a ver, pero seguro han dejado buenos momentos para recordar. Solo hay que abrir tres conservas de pescado y elegir un pan que nos guste; no tardaremos más de cinco minutos en prepararlo, y coger la  mochila porque ¡estamos list@s!. A veces podemos dedicar tiempo a la cocina y disfrutar con ello, y a veces las prioridades son otras, pero que eso no signifique renunciar al placer de comer bien, distinto, pero rico. Los ingredientes los podemos cambiar al gusto por otros como piquillos, calamares o sardinas, si bien os digo que está buenísima esta combinación. Os recomiendo además una botella grande y fresquita de agua y ¡adelante con la excursión!



Ingredientes:

-Un panecillo tipo chapata (el que elegí era de centeno)
-1 tomate para untar
-60 g de bonito en aceite de oliva
-4 ó 6 mejillones en escabeche
-2 ó 3 anchoas en aceite



Preparación:

Abrimos el pan por la mitad y lo untamos con el tomate, yo elegí de pera porque es carnoso. Disponemos encima de una de las rebanadas el bonito, los mejillones y las anchoas. Como los ingredientes están conservados en aceite o en escabeche, no es necesario añadir más. Quien lo desee puede ponerle un poco de su salsa preferida en el último momento. Lo tapamos con la otra rebanada y listo para comer.


martes, 16 de septiembre de 2014

Ensalada de lechugas, judías verdes y hojaldre de queso

Siguiendo en la línea dietaequilibrada  posvacacional que me he marcado y que, salvo alguna osada excepción, procuro llevar a cabo, os propongo esta sana ensalada. Que no os detenga su aspecto descolorido y desaliñado porque estaba buenísima. Una vez  mezclada se come sin sentir, como queda patente en las fotos. He utilizado crema de vinagre balsámico de módena en el aliño para este caso porque su sabor acaramelado le va muy bien al queso y los frutos secos. La podéis encontrar ya preparada o hacerla vosotr@s mism@s siguiendo las instrucciones precisas del estupendo blog de Bego. El conjunto queda tan bueno que cada bocado invita al siguiente, dejando un buen regustillo en el paladar (a las pruebas me remito). Hay miles de formas de preparar una ensalada, lo más importante es la elección de los ingredientes. Si la tomamos de forma planificada, equilibrada y constante, seguro que ganaremos la partida a las calorías.



Ingredientes:

-110 g de brotes de lechugas variadas
-1 manojo de judías verdes
-1 puñado de pasas
-1 puñado de nueces
-Cuadrados de hojaldre de 9cm x 9cm
-Medallones de queso de cabra
-1 huevo
-Aceite y sal
-Crema de vinagre balsámico de módena



Preparación:

Se hierven las judías verdes hasta que estén tiernas, se escurren del agua y se dejan enfriar. Se cortan los cuadraditos de hojaldre, tantos como se quiera hacer, y se les pone en medio el medallón de queso. Se unen las puntas al centro cuidando que quede bien cerrado por los laterales o se saldrá el queso cuando se caliente. Se pintan con huevo batido. Se introducen en el horno a la temperatura que indique el fabricante del hojaldre hasta que se pongan dorados. Se sacan y reservan. Se emplatan las lechugas y judías aliñadas con la sal y el aceite. Se añaden las nueces, las pasas y se corona con los hojaldres de queso. Se riega con un hilo de la crema de balsámico.


viernes, 12 de septiembre de 2014

Pinchos de fruta con chocolate

En el anterior post prometí un postre sano y energético que culminara una comida completa. Y aquí está. Dulce y goloso como la fruta y el chocolate y si queremos aumentar sabor y calorías, podemos permitirnos alguna licencia más como almendra o coco. Pocas cosas hay tan ricas que sean tan sencillas de hacer, creativas en su elaboración e incluso de aprovechamiento de restos. Además de propiedades y beneficios la fruta de temporada es económica y apenas necesita preparación. Yo la considero de los mejores alimentos que existen, aunque a veces no la consuma tanto como debiera por abuso de otros menos sanos. Pero me voy a hacer el firme propósito de no salirme de la dieta equilibrada, que además de para cuidarme, sirve para la segunda cosa más importante del organismo: perder los kilos del verano.



Ingredientes:

-Frutas variadas, las que más nos gusten
-75 g de chocolate con un 70 % de cacao
-50 ml de agua (aprox.)
-Un pellizco de canela (o ralladura de naranja, chorrito de licor,...)
-Almendra crocanti o coco



Preparación:

Cortar el chocolate en trozos pequeños y ponerlos en un bol junto a la canela o el ingrediente escogido para aportar sabor. Llevar el agua a ebullición y verterla encima del chocolate al tiempo que vamos removiendo con una cuchara hasta que se deshaga y quede el espesor deseado de chocolate, si os gusta más líquido hay que añadir más agua. Preparar las brochetas pinchando en cada una los trozos de fruta que hayamos elegido y en la combinación que queramos. Servirlas en un bol, naparlas con el chocolate y espolvorear la almendra o el coco.


martes, 9 de septiembre de 2014

Higaditos de pollo al Jerez

Otra de las recetas tradicionales que nos han acompañado desde la infancia han sido los higaditos de pollo. Ya sé que es un producto de casquería que no a todo el mundo gusta, sin embargo es un alimento que deberíamos tener en cuenta ya que es un buen sustituto de la carne que nos ayuda a no caer en la monotonía de la dieta. En Cádiz la receta más consumida de higaditos ha sido la cocinada con vino de Jerez. Yo he utilizado este CREAM que siempre tengo en casa porque me encanta, pero igualmente se puede utilizar Fino, Manzanilla o un vino blanco que nos guste. Es una opción muy saludable para la comida del mediodía; junto a un arroz blanco con verduritas, por ejemplo, se convierte en un aporte de energía estupendo, tanto para el cuerpo como para la mente. Y si además terminamos con un postre de frutas, que ya tengo pensado y en la próxima entrada os contaré, nada nos podrá detener.


Ingredientes:

-800 g de higaditos de pollo
-2 cebollas medianas
-3 dientes de ajo
-1 hoja de laurel
-250 ml de vino de Jerez CREAM
-Aceite, sal y pimienta


Preparación:

Limpiamos muy bien los higaditos de telillas e impurezas y los troceamos en dos o tres trozos. Los lavamos y reservamos. Picamos menuda la cebolla y los ajos. Los ponemos a rehogar con el laurel. Añadimos los higaditos salpimentados y vamos dándole vueltas hasta que cojan color. Vertemos entonces el vino y a fuego medio  dejamos reducir. En unos diez o quince minutos estarán cocinados, si tenéis dudas cortad un trocito y comprobad que está lo suficientemente cocido.


viernes, 5 de septiembre de 2014

Tortilla de bacalao

Nada como recetas sencillas y rápidas que cumplan con el cometido de completas y ricas, y que no nos tengan demasiado tiempo entre fogones, pues el calor aún aprieta fuerte y apetece escaparse a lugares frescos. La de hoy cumple perfectamente con los requisitos anteriores. No solo es un segundo plato estupendo, también puede ser cena y dentro de un pan de centeno, por ejemplo, un tentempié ideal para un picnic playero. A gusto del consumidor. En más de una ocasión me gusta disfrutar de comidas austeras con  tradición. Con pocos ingredientes y buena imaginación, encontramos verdaderas joyas gastronómicas. Yo incluiría esta tortilla entre ellas, pero reconozco que es porque a mí me encanta. Os invito a probarla y ya me contaréis lo que os parece a vosotr@s.



Ingredientes.

-200 g de bacalao desmigado desalado
-1 cebolleta
-1 pimiento verde
-3 huevos
-1 pellizco de sal
-Aceite



Preparación:

Cortamos menuda la cebolla y el pimiento. Rehogamos esta verdura en un poco de aceite a fuego medio hasta que esté tierna. Añadimos el bacalao que también habremos troceado a cuadraditos. Cocinamos unos minutos hasta que haya perdido el agua que suelta. Batimos los huevos con una pizca de sal, al revuelto de bacalao no le pongo. Echamos éste en los huevos, mezclamos y vertemos en una sartén con dos o tres cucharadas de aceite. A fuego lento mantenemos hasta que esté cuajado, momento en el cual con un plato le daremos la vuelta a la tortilla para que se dore por el otro lado. Hay que procurar no cocinar demasiado porque quedará seca. La sacamos a un plato y lista para degustar.



martes, 2 de septiembre de 2014

Bizcocho de chocolate y remolacha

Volver a la normalidad de la vida diaria se hace más fácil con recetas que proporcionan alegría y vitalidad. Nada como la energía que suministra el chocolate para conseguirlo. Éste bizcocho lo hemos disfrutado estos días de vacaciones en varias ocasiones, y es que desde que lo vi en Chez Silvia sabía que me iba a gustar y gustaría a quien lo probara. Una buena razón sin duda para retomar la actividad bloguera; como también lo es conocer a las personas que hay tras ellos. El sábado  noche fue especial para mí porque pude encontrarme de nuevo con mi amiga Puri  y compartir una velada estupenda en la que por supuesto no faltó la charla y el buen rollo. Poner cara a quienes participan de alguna forma en nuestra vida es gratificante y estimulante y un motivo más que justificado para demostrar que somos seres sociales expresivos por naturaleza. Y eso, según mi modesta opinión, es lo mejor de esta tarea virtual.
Y voy ya con la receta.





Ingredientes:

-150 g de remolacha cocida
-100 g de chocolate negro Nestlé Postres
-125 g de mantequilla
-200 g de azúcar moreno
-200 g de harina
-2 huevos
-1 sobre de levadura
-30 g de cacao
-1 pizca de sal
-Azúcar glas


















Preparación:

Derretir el chocolate en el microondas a baja potencia o al baño María. Batir el azúcar con la mantequilla hasta conseguir una masa cremosa. Añadir el huevo, mezclar y añadir el otro. Tamizar la harina con la levadura y la sal, añadir la remolacha batida, el chocolate derretido y el cacao en polvo. Mover con una lengua hasta conseguir una masa uniforme. Verter la masa en un molde, yo lo utilicé de silicona por lo que solo lo enmantequillé. Poner en el horno precalentado a 180 grados media hora, pero ya sabéis, comprobadlo pinchándolo con una brocheta. Sacar y dejar enfriar antes de espolvorearlo con azúcar glas.


martes, 29 de julio de 2014

Cuscús de verduras y pollo al Ras El Hanout y Premio

La de hoy  es la receta que me ha parecido apropiada colgar antes de tomarme un descanso del blog durante el mes de agosto. Es suculenta, con ingredientes variados que le imprimen gran sabor; dos comidas que por separado ya son jugosas y ricas, pero juntas forman un tándem delicioso. Veraniega en apariencia, con disposición para un picnic, muy completa y saciante por sí sola. Estoy segura que no va a defraudar a quienes se decidan por ella.
Os deseo que la disfrutéis en dias de playa y descanso que es lo que toca. Y a quienes no puedan hacerlo o hayan vuelto ya de veraneo, les sirva igualmente para momentos agradables. Con mis mejores deseos para tod@s me despido de vosotr@s hasta el mes de septiembre.



Ingredientes:

Para el cuscús:
-2 tazas de cuscús
-2 1/2 tazas de caldo de pollo
-1 cebolleta
-1/2 pimiento verde
-1 zanahoria
-1 tomate
Para la pechuga de pollo:
-1 pechuga de pollo
-1 chorreón de aceite
-2 cucharadas de miel
-1 pellizco de sal
-El zumo de un limón
-2 cucharadas de ras el hanout
Vinagreta:
-Sal
-Zumo de un limón
-2 cucharadas de miel
-Aceite de oliva



Preparación:

Ponemos en un bol el cuscús y lo regamos con el caldo muy caliente, tapamos con film y dejamos reposar.
Fileteamos el pollo y lo adobamos con el aceite, la miel, sal, zumo del limón y las especias ras el hanout. Dejamos reposar para que coja bien el sabor y doramos en una sartén con unas gotas de aceite. Picamos las verduras menudas, en brunoise, salteamos y mezclamos con el cuscús. Hacemos la vinagreta mezclando bien los ingredientes, a los que se puede añadir también si os gustan perejil u otras hierbas. Regamos el cuscús con ella y acompañamos con la pechuga fileteada.


No quiero que se me olvide el premio Best Blog que tan amablemente me ha regalado Nieves Martínez del blog Saboreando delicias. Os recomiendo que lo visitéis y disfrutéis de estupendas propuestas.

Best Blog